fbpx
+ 57 3223031505

Llámanos

Tres aspectos que no conocías sobre los remates judiciales en Colombia

Resulta fundamental para tu presentación un remate judicial que tengas en cuenta los siguientes tres aspectos que no conocías y que de ahora en adelante deberás tener en cuenta a la hora de tomar tu decisión de si presentarte o no.

  • EN UNA SUBASTA JUDICIAL DEBES TENER EL 100% DEL CAPITAL O DEL VALOR DE LA BASE DE LA SUBASTA

 Así como lo ves, si no posees la totalidad del valor para presentarte a la subasta o remate judicial, no podrás presentarte al mismo.

No te preocupes si por ahora no posees el dinero, si lo deseas y te lo propones podrás aplicar a un remate pero deberás organizarte muy bien para lograrlo. Sabemos que no será fácil, que poseemos una cultura tendiente al gasto, sin embargo te animamos a que seas fuerte y privilegies un futuro mejor sobre un gasto a corto plazo que quizás no mejore sustancialmente tu calidad de vida, como si lo podría lograr una inversión inteligente en el mediano largo plazo.

Como dato adicional que debes tener en cuenta si estás interesado en participar en un remate judicial y que también hace parte de este aspecto que no conocías, es que además de tener la disponibilidad de efectivo para pagar la Base de la Subasta, debes a su vez contar con mínimo un 30% adicional. A continuación te explicamos el por qué.

Si llegas a ser favorecido en un proceso de adjudicación de un remate judicial, existe un impuesto que deberás pagar a la justicia equivalente del 5%. Para ser más claros, si conseguiste hacerte a un bien de cien millones de pesos 100.000.000 – al cambio de hoy 7 de julio de 2023 a 23.837 USD – deberás tener 5 millones o 1.191 USD listos para pagar.

Ojo a lo último puesto que si no se paga el impuesto del remate, la ley establece una penalidad equivalente a perder el 20% de lo que invertiste y no ser adjudicado finalmente al remate. Esto es algo básico que todos deben saber y por el cual recomendamos nuestra asesoría básica de 45 minutos en donde te explicamos esos pequeños aspectos que te ayudarán a lograr un remate judicial con tranquilidad y certeza.

Retomando nuestra afirmación concerniente a nuestro consejo de contar con al menos 30% adicional al valor base del bien al que te quieres presentar, procederemos a explicarte a que rubros podrían invertirse el 25% luego de haberse restado el 5% de remate.

Por una parte y no menos importante, es necesario separar cuando menos un 5% para eventuales deudas y gastos que tenga el inmueble correspondientes a servicios públicos, impuestos, y administración si pertenecen a propiedad horizontal. Respecto a este importante aspecto, podrás validarlo con tu firma jurídica o abogado de confianza. Te recomendamos hacer la validación de estos datos con anterioridad a presentarte a tu remate, la idea no es llevarse sorpresas ni incurrir en sobrecostos.

La ley colombiana establece algo muy interesante y es que si asumes dentro de los 10 días siguientes los rubros de la adjudicación correspondientes a deudas de servicios públicos, impuestos o administraciones, si lo haces con diligencia y premura, faculta a los juzgados a devolverte lo que hayas invertido en sanear la situación financiera de tu inmueble. Por tal razón, ese 5% que hablamos, si lo reintegras a tiempo y de la manera correcta, no será como tal un gasto. Solamente deberás tenerlo en caso de que el inmueble tenga deudas (pasivos). Si no previste esto por el contrario o no fuiste asesorado diligentemente, quizás debas asumir dicho porcentaje y no poder recuperarlo. Es mejor ser precavido.

El 20% restante lo distribuimos de la siguiente forma: gastos de protocolización en notaría del acta de adjudicación, impuestos de registro y beneficiencia, y lo que desees ofrecer de más durante la subasta para resultar adjudicatario del remate judicial – no olvides que pueden haber más personas interesadas en el inmueble-.

Tal como lo vez, todos estos son aspectos que deberán necesariamente ser tenidos en cuenta para que esa inversión no termine siendo un dolor de cabeza. Por tal razón, si tienes en total cien millones de pesos colombianos ($100.000.000 – 23.800 USD apróx), no te presentes a un remate de 100, preséntate a uno de máximo 65 a 70 millones. La idea es no perder, todo dependerá de tu prudencia y del proceso de validación.

  • JAMÁS LA CONSIGNACIÓN DEL VALOR DEL REMATE ES A UNA PERSONA NATURAL, NO TE DEJES ENGAÑAR.

Asesorarte jurídicamente es fundamental. Culturalmente tenemos la noción de que no es necesario consultar a un abogado y que podemos hacerlo solos, pero para presentarte a un remate te recomendamos que te acompañes de un asesor jurídico. Pues por ahorrarte unos pesos, podrías arrepentirte mucho tiempo y esa no es para nada la idea. Te invitamos de paso a revisar nuestro artículo de los riesgos asociados a los remates judiciales – primera parte – en el siguiente link para que conozcas más al respecto.

Hemos conocido muchos casos en los que a interesados en remates les comentan que para poder ganárselo es necesario consignar a una persona natural. Desde que escuchen ello, piensen que es una estafa y corran.

La consignación únicamente se realiza a órdenes del juzgado respectivo donde se encuentra el proceso y en el Banco Agrario, luego de crear un usuario y un pin enlazado al código del proceso. Dicha transacción es 100% confiable y segura, y la puedes hacer tanto personalmente como por PSE en el aplicativo del Banco Agrario aquí. Si deseas saber más información al respecto nos puedes preguntar, en una asesoría personalizada podemos despejar tus dudas al respecto.

La consignación tal como te comentamos y de acuerdo con la ley, consiste en consignar el 40% del Avalúo del Proceso, únicamente a órdenes del Juzgado y por medio del Banco Agrario de Colombia. 

Si te adjudican el inmueble el día del remate por haber sido tu oferta la mejor o la única que cumplía con los requisitos legales, es en dicho caso que deberás consignar el restante del saldo del valor del remate judicial. 

  • DEBES SER MUY ÁGIL VALIDANDO TU REMATE.

Desde que encuentras tu remate hasta el día de la adjudicación pueden pasar entre 10 a 30 días como máximo. Aquí lo más importante que deberás tener en cuenta es que para presentarte estés 100% seguro de que el inmueble al cual te vas a presentar cumple con las condiciones para ser una inversión inteligente, rentable y jurídicamente viable.

Antes que nada y por obvias razones, antes de presentarte a un remate  debes haber encontrado primero tu inmueble ideal, así que existen diversas formas de encontrar tu remate judicial ideal. Algunas de ellas son:

    • Consultar en listas de remates (no adquieras aquellas que no contemplan la información sobre el juzgado y dirección, son un engaño y perderás tu dinero),

    • Buscar tú mismo en periódicos locales, la página de la rama judicial o de amplia circulación del país que salgan los domingos.

    • Pagar a alguien o una firma de remates para que te lo encuentre, para saber más sobre este servicio da clic aquí.

Si tu intención es lograr que tu inversión logre una rentabilidad entre el 30% al 50%, deberás no solamente validar con un abogado la situación del expediente, el proceso y el inmueble, sino también su estado físico. Recuerda que todo varía dependiendo del caso, y hay primero que validar para saber a ciencia cierta si es un negocio rentable o no.

¿NECESITAS ASESORÍA?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WeCreativez WhatsApp Support
!Estamos dispuestos a responder tus preguntas y atender tus necesidades!
Hola, ¿Cómo puedo ayudarte?